¿Cómo nos podemos beneficiar de los metales energéticos que tiene el coche eléctrico?

Según estudios recientes las baterías comprenderán el 70% de la demanda mundial de litio, lo que simboliza un aumento de un 30% a partir de 2015.

La aceptación creciente de la batería será una bendición para la salida de litio, cobalto y manganeso. Esta tendencia creciente no se limita a la demanda de litio, es probable que la petición de otros elementos clave en las baterías de iones de litio (Li-ion), también aumenten en los próximos años. El ritmo tan alto de demanda de estos metales puede variar en la acogida continua de la tecnología de baterías de iones de litio en los vehículos eléctricos, la electrónica y el almacenamiento de energía, que despertará un gran interés en los mercados de metales.

coche eléctrico

Elementos que forman parte de una batería:

Todas las baterías tienen la misma anatomía básica, constan de dos electrodos que sostienen cargas opuestas: un cátodo (positivó) y ánodo (negativo) y para que funcionen tienen un tercer componente, el electrolito.

Este elemento es un medio químico que permite el flujo de electricidad, inversores de este sector se han visto atraídos en este aérea dado que en las baterías de iones de litio (Lio-ion), el electrolito está hecho de litio, mientras que el ánodo esta de grafito.

-          Cobalto

El cobalto es el elemento químico utilizado en los cátodos en las baterías de Li-ion, que se utilizan para la mayoría de los dispositivos electrónicos de los ordenadores portátiles, teléfonos inteligentes y herramientas eléctricas. El Internet, la electrificación y las continuas tendencias de las tecnologías móviles, han sido la clave para la demanda del cobalto al ser el único componente catódico para las baterías de óxido de cobalto de litio. Además de que ciertos vehículos híbridos, eléctricos, y células eléctricas, utilizan el cobalto en su mezcla de batería. El 94% del cobalto se produce a partir del Níquel y el cobre.

Introducción del níquel y manganeso en las baterías de vehículos eléctricos:

Actualmente en el mercado de vehículos eléctricos, haciendo un análisis de las tecnologías de Li-ion, encontramos que las baterías más comunes son las que incorporan manganeso y níquel dentro de sus cátodos.

La introducción de manganeso en las baterías tiene varios beneficios sobre el cobalto, mayor seguridad, mayor potencia y menor coste. Estas cualidades han demostrado ser atractivas para los fabricantes de vehículos eléctricos, en exclusivo para su uso en grupos motopropulsores eléctricos.

coche eléctrico

Aunque se espera una alta demanda de níquel para la fabricación de baterías, como la cantidad que se requiere para estas mismas es tan pequeña (entre 7 y 18 kilogramos por batería) es probable que éstas sigan siendo una parte menor del mercado del níquel.

Por ultimo cabe nombrar algo clave e importante para los fabricantes de baterías, y es la cadena de suministro y las concentraciones de reservas. Buena parte de los materiales de las baterías de iones de litio, a excepción del níquel, está concentrada en solo tres países que poseen más de dos tercios de las reservas mundiales económicamente viables.

El cobalto sigue siendo el más débil  a los cortes de producción. La mitad de las reservas mundiales de cobalto se concentran la República Democrática del Congo, la cual por su inestabilidad política y económica, crea conflictos e interrupciones en su suministro.

La industria del reciclaje y el ahorro de recursos

La principal asociación del sector del reciclaje en España, es la Federación Española de la Recuperación y el Reciclaje (FER) que está formada por más de 5.000 empresas recicladoras de metales férricos, no férricos y neumáticos fuera de uso, que juntas generan alrededor de 33.000 empleos y un volumen de negocio superior a los 10.000 millones de euros, esto es cerca del 1% del PIB nacional.

En el Día Mundial del Reciclaje, que se celebró este año, la FER aprovechó para matizar la contribución vital que realizan las empresas recuperadoras en la reconversión de residuos en recursos. También aprovecharon para dar a conocer los últimos datos disponibles sobre recuperaciones de residuos en España, los cuales fueron los siguientes:

  •  7,2 millones de toneladas de chatarras férricas.
  • 114.000 toneladas de baterías de plomo ácido de automoción.
  • 261.514 toneladas de envases metálicos.

reciclaje

El máximo responsable de la delegación destacó que, la industria del reciclaje garantiza el acceso a materias primas imprescindibles, consigue que se ahorre energía, contribuye al desarrollo sostenible y ayuda a reducir las emisiones de efecto invernadero.

Según los datos de la asociación, el uso de aluminio reciclado permite reducir el consumo energético en un 95%. Este ahorro de energía alcanza el 85% en el caso del cobre, el 74% para el hierro y el acero, el 60% para el zinc y el 60% en el caso del plomo.

Estos son algunos ejemplos demostrativos:

  • El 40% del acero en Europa, proviene de materiales reciclados.
  • El reciclaje de una tonelada de teléfonos móviles, (excluyendo la batería) evita la emisión de más de 8 toneladas de CO2. Esta cantidad equivale a las emisiones de un vehículo que recorriera tres veces la distancia entre Barcelona y Estocolmo.
  • Se reciclan más de 350.00 camiones de material férrico al año.
  • Se gestionan diariamente una cantidad de chatarras férricas en EEUU equivalentes a 25 torre EIFFEL.
  •  El 75% del acero producido en España procede de materiales reciclados. La segunda tasa más alta de Europa.
  • El 100% del plomo utilizado en nuestro país procede de material reciclado.
  • En Europa, en 2015 el 37% del aluminio total consumido provino de aluminio reciclado.
  • El 80% del cobre extraído de las minas a lo largo de la historia está todavía en uso, habiéndose reciclado una y otra vez.
  • El reciclaje de 1 kg de residuos textiles evita la emisión de unos 3,2 kg de CO2 a la atmosfera, en comparación a si este residuo fuera incinerado.

Por ultimo en este día tan importante, el Presidente de la organización FER comento que apostar por la industria del reciclaje es apostar por el medio ambiente, por la creación de empleo y por la innovación. Además de que, los gestores de residuos son esenciales e imprescindibles para que se lleven a cabo los objetivos y políticas planteados por las diferentes administraciones europeas, nacionales, autonómicas y locales.

Vía @ Residuo Profesional

¿Se puede reutilizar la chatarra electrónica?

Hay muchos objetos tecnológicos que han pasado por nuestras vidas, como el ratón de bola, el primer móvil que parecía un ladrillo, los reproductores de videos, el viejo ordenador con Windows 95, los cuales por cambio de moda o por avances de la tecnología han quedado obsoletos y sus componentes son difíciles de reciclar, esto nos crea un problema social y medioambiental.

La chatarra electrónica es un reto global,  no solo por su incremento, sino también por su tratamiento y prevención,  que requiere la participación de agentes diversos (gobiernos, organizaciones de la sociedad civil…) para abordarlo como una cuestión internacional. Según datos de la institución, se generan al año 48.1 toneladas de basuras de electrónica y solo 6.5 se recogen de manera oficial.

Los componente que se reciclan se tratan con químicos que dañan el medio ambiente, quemarlos tampoco es una solución. Hay que encontrar una alternativa a este problema que también es económico.

Un grupo de científicos propone reducirlos a polvo, este método consiste en separar los elementos de las placas en el interior de una especie de contenedor y a muy baja temperatura, con el don de obtener nanopartículas de tres componentes: polímeros, metales y óxidos. Estas nanopartículas se pueden usar como material para nuevos productos.

Los materiales fríos son más fáciles de romper para que se pulvericen, por eso por el recipiente circula nitrógeno líquido que hace que la estructura se mantenga a unos -119 grados Celsius.

chatarra eletrónica

Proyecto piloto

Estos científicos están buscando personas que les ayuden a levantar una planta piloto, uno de ellos Tiwery nos cuenta que la idea es que se vea en ella el germen de una organización dedicada a esta particular forma de reciclaje. Para ello, la idea es que se construyan trituradoras de  los materiales más grandes.

A continuación vamos a analizar para que se reutilizaran los tres componentes que se obtienen de la chatarra electrónica:

  • Metales: estos se pueden usarse en aplicaciones metálicas, pinturas y en cualquier sistema electrónico que quieras usar. La práctica de pulverizado de los metales ya se hace en otras empresas, dichas partículas se pueden vender en polvo para que cada cliente las use como crea conveniente.
  • Los polímeros y óxidos se pueden usar para reforzar elementos estructurales.

Los vertederos o la quema y uso de productos químicos para recuperar metales quedarían en cosa del pasado, si estos investigadores consiguieran que las plantas de nanopartículas llegasen a desarrollarse.

El reciclaje de neumáticos usados es más barato ahora que hace una década

Cada año se recogen y se reciclan o reutilizan en España un 115% de los neumáticos fuera de uso (NFU). Todo un cambio en la cultura española de la industria neumática que se ha producido en la última década.

Según el director general de Signus, Gabriel Leal, en un artículo que publicó El Economista, “lo que hace diez años era un residuo que se desechaba, que nadie sabía qué hacer con él, con el agravante de tener un ciclo de vida de cientos de años (se fabrica para ser indestructible), hoy es un recurso económico con otras aplicaciones”, aunque aún no es económicamente rentable en sí mismo.

Recoger y transportar neumáticos y utilizar después la energía necesaria para separar sus componentes y triturarlos tiene unos costes. Los productos y materiales que se obtienen en el proceso tienen valor económico, pero en la actualidad, fundamentalmente por falta de demanda, ese valor no ha llegado a cubrir los costes. Reciclar es caro y lo paga el consumidor cada vez que compra un neumático. La buena noticia es que si hace diez años los usuarios contribuían al proceso de reciclaje con 1,98 euros por neumático comprado, como reflejaban las facturas, en estos momentos esa cantidad se ha reducido a 1,33 euros, un 33% menos.

neumáticos fuera de uso

El año pasado Signus recogió 186.285 toneladas de NFU en España, aunque la cantidad total gestionada fue superior a la recogida y la puesta en el mercado por los productores adheridos (190.038 toneladas).

De dicha cantidad, 24.305 toneladas se reutilizaron para neumáticos de ocasión o recauchutados, 99.103 se separaron en acero, caucho y fibra textil, 62.878 se utilizaron en la fabricación de cemento, 2.731 para generar energía eléctrica, 921 para instalaciones de pirolisis y 100 toneladas para obra civil.

De las 300.000 toneladas de neumáticos que se generan en España anualmente, sólo 200.000 están regulados. La Administración tiene responsabilidad en esos flujos no regulados. Los vacíos de normativa en desguaces y neumáticos reutilizables, no están en la agenda de los legisladores. Pero sí parecen dispuestos a regular el flujo de neumáticos de gran tamaño, como los de uso agrario e industrial, con más de metro y medio de anchura que hoy no contempla la normativa.


Páginas: 1 de 15
Pagina Siguiente -Ir al final >>